PROS Y CONTRAS DE LA CAFEÍNA EN EL DEPORTE

Mucho se ha escrito sobre la cafeína, una de las substancias más consumidas en el mundo por sus rápidos efectos (Café, té, chocolate, bebidas energéticas). Por mucho tiempo este blanco alcaloide del grupo de las xantinas fue considerado como substancia doping en atletas y estuvo prohibido por la WADA hasta justo antes de las Olimpiadas de Atenas (2004). (aunque parece que se están planteando volverla a poner en la lista prohibida WADA)

La cafeína tiene diferentes efectos en las personas, incluso las hay en las que casi no surte efecto, pero por lo general el resultado puede ser ventajoso porque ayuda a la liberación de adrenalina, actúa sobre el sistema nervioso central, mejorando la concentración y receptividad.  Esto se debe principalmente a que su estructura se parece mucho a la de otra molécula llamada adenosina, que es  una de las responsables del estado de relajación, somnolencia y  sedación que se experimenta cuando uno se encuentra cansado. Para que la sensación de cansancio aparezca, es necesario que la adenosina se una a unos receptores que se encuentran en el cerebro. La cafeína puede unirse también a estos receptores y “ocupar el lugar” de la adenosina, evitando el cansancio e indirectamente estimulando la activación de otras moléculas excitantes como por ejemplo la dopamina.

La cafeína alcanza sus efectos máximos durante las actuaciones de resistencia aproximadamente 1 hora después de la ingesta, la dosificación precisa depende del peso corporal de cada atleta, y los efectos de la cafeína pueden durar hasta 2-3 horas, dependiendo de la cantidad consumida. La ingesta de cafeína recomendada es de un mínimo de 3 mg / kg de peso corporal al menos una hora antes del ejercicio (máximo 400 mg / día). También hay que tener en cuenta que las personas que consumen cafeína regularmente deben evitar otro consumo de cafeína durante al menos 24-72 horas antes de la ingesta para un mayor efecto ergonénico. Para muchos deportes de concentración, como el tiro, es utilizado por atletas olímpico mejorando también sus resultados.

 

En Aerodevil contamos con productos especialmente diseñados con cafeína, como el famoso Activator de Sponser, en ámpulas de 200 y 100ml.

Otra ventaja que poca gente conoce es que además, si consumimos cafeína una hora antes de practicar ejercicio, podemos conseguir que los músculos quemen más grasa y menos glucógeno y, con ello, mejoraríamos nuestro rendimiento, además de ayudarnos a reducir nuestros niveles de grasa corporal.

La cafeína se considera diurética, pudiendo deshidratar, pero no más que el agua, y deberíamos ingerir una dosis de 300 miligramos diarios para notar una mayor diuresis, y controlar la ingesta de líquidos de forma más constante.

Así como es recomendable la utilización de la cafeína como sustancia ergogénica en ejercicios de larga duración y mediana intensidad, su uso en ejercicios de corta duración y alta intensidad es controversial.

La cafeína la podemos encontrar en bebidas como el café, el té (teína), los refrescos de cola o en productos como el chocolate, para que tengan una idea de las cantidades:

– Café instantáneo (60 mg por taza)

– Té verde (40 mg por taza)

– Bebidas energéticas (desde 50-150 mg por envase)

– Geles (25-50-100 mg)

– Chocolate negro (40 mg por 50 g)

– Sponser Activator 100 (100mg)

Sponser Activator 200 (200 mg)

Pero el aporte de cafeína no siempre son todo ventajas, nuestra recomendación es experimentar antes de las competencias, puede crear ansiedad, insomnio, temblores y molestias gastrointestinales.

Cada persona es diferente así como su tolerancia a ciertos productos como la cafeína, por lo que se recomienda una cuidadosa evaluación médica antes de su utilización con el fin de minimizar las reacciones adversas y su toxicidad. Buscar siempre la cafeína de origen natural de alta calidad, y evitar la caféina concentrada en polvo, como previene la FDA.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *